La comercializadora da una vuelta de tuerca social al tradicional regalo navideño. Una planta en una ‘bombilla’ de cartón reciclado, entre los presentes de la especial caja preparada por los responsables y trabajadores de la fundación

La comercializadora de energía eléctrica proveniente de renovables UniEléctrica ha contado este año con los servicios y empresas de la Fundación Prode para confeccionar unas peculiares cestas navideñas a repartir a sus colaboradores y distribuidores de la firma, una primorosas cajas navideñas con un espíritu “enraizado, con la fundación, en el compromiso social y medioambiental”, ha explicado Alberto Martínez, director Comercial y de Marketing de UniEléctrica.

En concreto, la caja contiene, además de algunos de los mejores productos de la tierra (que por su cercanía reduce la huella de CO2), una pequeña pero frondosa plata (chamaedorea elegans) transportada en un peculiar envase para su traslado: una ‘bombilla’ no de vidrio, sino confeccionada con cartón reciclado con imágenes relacionadas con las fuentes de generación eléctrica renovables.

Según Elena López, directora general de Yosiquesé SL, una de las entidades de Prode, “teníamos claro que (en UniEléctrica) querían algo creativo y novedoso, que representara la idiosincrasia de su entidad, su compromiso con el medio ambiente y el epicentro de su labor: la comercialización de electricidad sostenible y asequible”, más aún “con el valor añadido” por parte de UniEléctrica de “contar con nosotros para el desarrollo de este proyecto”.